La creadora de un Remis para mujeres y niños llamado “Ubre” contó como la empresa Uber la intimó judicialmente por la similitud del nombre del emprendimiento en Radio Búnker.

Soledad Barroso, que también es docente, habló en el Tanke de Búnker sobre el origen de la idea del servicio de remis y dejó en claro: “Yo llevo todo mujeres. La única excepción son niños”. Por otra parte, se refirió a la intimación recibida por parte de la reconocida empresa de origen estadounidense, y como lleva adelante el proceso judicial luego de que su servicio de remis se popularizara por redes sociales. En este sentido, Barroso decidió registrar el nombre Ubre ante el Instituto Nacional de la Propiedad Industrial (INPI).

Soledad comentó: “Ubre nació porque yo necesitaba mas ingresos, y me preguntó un día una pareja amiga que necesitaba hacer un viaje, y bueno ahí arranque, yo no lleve hombres en mi auto nunca, yo lo hice por las redes sociales con publicidad, no es una aplicación, y le pusimos Ubre, empecé a laburar y me mandaron carta documente de Uber al mes, como el flyer se empezó a popularizar mucho en las redes, registré el nombre, ellos me intiman a renunciar al registro de mi marca, y a dejar por escrito que nunca mas voy a usar la marca, yo ya puse abogados y bueno la seguiremos peleando, ellos dicen que mi nombre es confundible con el de ellos, y esa es la acusación”

“Yo sola manejo por ahora , es un servicio personalizado, hay chicas que se quieren sumar a trabajar conmigo pero bueno primero tengo que solucionar este problema legal, esto lo hago por La Matanza soy de La Tablada y trabajo por acá mas que nada, las mujeres se sienten seguras viajando con otra mujer , sobre todo a la noche. Nos tenemos que cuidar entre nosotros, y esta es una buena manera, hasta que la sociedad vaya cambiando, si se comunica un hombre no lo llevo, solo mujeres y los niños pueden ser la excepción, yo ni novios siquiera llevo, solo mujeres solas o con chicos”.

Para terminar lejos de resignarse dijo: “La cuestión jurídica no se como seguirá, me están haciendo pasar una angustia terrible, ellos se comportan como miserables, así que voy a seguir defendiendo mi marca, y hasta pidiendo una compensación económica si es necesario por el daño que me están causando”.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here