Personal de la Policía Federal Argentina desarticuló una banda que se dedicaba a la venta ilegal de ropa. Luego de una denuncia, ingresaron a un showroom de Hurlingham y secuestraron indumentaria valuada en 4 millones de pesos.

El Juzgado Federal en lo Criminal y Correccional N° 3 de Morón, recibió una denuncia de que se comercializaba vestimenta falsa y simulaban ser de marcas reconocidas.

Las tareas investigativas llevaron varios meses y permitieron establecer que un matrimonio, en su domicilio particular de la zona céntrica de Morón Norte, acondicionaba distintas prendas de vestir para el público femenino colocándoles los logos y etiquetas de reconocidas marcas deportivas.

Acto siguiente, el producto era trasladado a un showroom de Hurlingham, donde se vendía al público y entrega de pedidos que se realizaban de diferentes páginas webs.

La policía llevó a cabo, por orden del juzgado interventor, dos allanamientos en ambas casas donde se secuestraron más de 1000 prendas de vestir adulteradas y listas para comercializar, varias planchas de stickers con los logotipos de “PUMA”, “NIKE” y “ADIDAS” y “JORDAN”, así como 50 pares de zapatillas, 8.300 dólares en efectivo y demás elementos.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here