Néstor Ortigoza: “Nunca me fui del barrio”

0
467

El jugador de Rosario Central estuvo en Merlo para hacer un partido a beneficio de dos comedores, acompañado de grandes figuras del fútbol. Un hombre de Barrio.

Es domingo, hace un calor bárbaro, pero en las inmediaciones de las canchitas que llevan el nombre del ex jugador de San Lorenzo, nadie duerme la siesta ni se queda en la pileta. Todos acuden a la cita del ídolo del barrio, para todos es Néstor Ortigoza, pero ahí es “El Jony”.

EL BARRIO

“No extraño volver al barrio porque nunca me fuí”, arranca el diálogo con “El Círculo” el volente central. “Quiero mucho a la gente de Merlo y por eso es lindo poder ayudar”. “Orti” convocó a viejas glorias y ex compañeros del fútbol a un partido a beneficio (Ver Aparte), donde todo lo recaudado fue para dos comedores de la zona de Barrio Parque El Sol. Los compañeros en su mayoría ex San Lorenzo, no dudaron en dejar un día de sus vacaciones para venir a acompañar a Néstor en esta cruzada benefica.

Si bien nunca dejó el barrio como dice, en los últimos meses estuvo algo alejado por razones obvias. Se instaló en Rosario para jugar en Central, donde terminó el año ganando la Copa Argentina, y marcando un gol de penal en la tanda de definición (Central le ganó a Gimnasia por penales 4 a 1, luego de haber empatado 1 a 1 el partido).

EL PIBE DE BARRIO QUE JUGÓ CON LOS MEJORES

“Jony” nació en Padua el 7 de octubre de 1984 y solo abandonó Merlo cuando jugó en Emiratos Arabes en 2012 y cuando se fue a jugar a Olimpia de Paraguay en 2017.

“Los recuerdos que tengo de chiquito en Merlo son con la pelota, siempre. Jugábamos en todos lados, yo soy de la Ruta 200, pero andaba por todos lados siempre con la pelota” recuerda y señala a sus hermanos, que están todos en la canchita. Ellos lo acompañan incondicionalmente.

En la puerta del buffet de las “Canchitas Ortigoza” hay una gigantografía. En ella se ve a “Jony” con la pelota bajo la suela, desde atrás lo corre un tal Cristiano Ronaldo. Esa postal es del partido del Mundial de Clubes 2014, donde San Lorenzo cayó ante el Real Madrid, pero forma parte de los recuerdos imborrables de Néstor en el fútbol.

“Son los lindos recuerdos que deja esta profesión. Gracias al fútbol recorrí lugares del mundo que no me imaginaba conocer, jugué contra grandes jugadores, son recuerdos imborrables”, dice el volente de 34 años de edad.

En el club hay muchos chicos y grandes con camiseta de San Lorenzo, todos adoran a Néstor por su paso por el club. El hizo el gol que posibilitó la conquista más grande del Ciclón, la Copa Libertadores 2014. También hay algunas camisetas de Paraguay, Selección por la que optó jugar luego de una frustrada convocatoria hecha por Diego Maradona. Con la selección Guaraní jugó un Mundial y dos Copas América.

EL FUTURO

Ortigoza ya tiene 34 años, pero se lo ve fisicamente muy bien, incluso mejor que en  otras versiones de años anteriores. La conquista con Rosario Central le hizo bien y hace un balance de año positivo: “la verdad que terminé el año muy bien, siendo campeón con Central, después de un comienzo no muy bueno, así que me voy muy contento al receso”. En el penal que marcó en la definición ante Gimnasia, Orti hizo un gesto a la tribuna como pidiendo paciencia al hincha. El sabe que puede dar todavía mucho más. Cuando debutó tuvo una lesión a minutos de empezar un partido y al principio fue visto de costado. Su calidad y fuerza mental lo hicieron cambiar las burlas por aplausos.

Cerrando el 2018 “Jony” tiene bien claro lo que quiere para el año que viene: “Quiero ganarle a Boca la Super Copa Argentina”, dice entre risas, y allá se va vestido de jugador para sacarle una sonrisa a los chicos y a la gente que se banco el calor para ver al ídolo del barrio y a sus amigos jugando a beneficio, haciendo lo que mejor saben, jugar a la pelota.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here